Dr. César García Mercado

Cirugía Ortopédica y Trauma

Procedimientos Médicos

RODILLA

DOLOR AGUDO Y CRÓNICO DE LA RODILLA |LESIONES TRAUMATICAS, DEPORTIVAS O DEGENERATIVAS | DEFORMIDADES DE LAS RODILLAS | LESIONES DE MENISCOS, LIGAMENTOS CRUZADOS Y/O COLATERALES, LESIONES DEL CARTÍLAGO | ARTICULAR | SINOVITIS (ACUMULACIÓN DE LÍQUIDO E INFLAMACIÓN DE LA RODILLA) | FRACTURAS Y LUXACIONES | TUMORES ÓSEOS

Artroscopia de Rodilla diagnóstica y terapéutica

Procedimiento quirúrgico que me permite ver la articulación de la rodilla sin hacer una gran incisión a través de la piel y otros tejidos blandos. La artroscopia se utiliza para diagnosticar y tratar una amplia gama de problemas de rodilla. Esto da como resultado menos dolor y rigidez en las articulaciones de los pacientes y, a menudo, acorta el tiempo necesario para recuperarse y volver a sus actividades favoritas.

Lesiones Meniscales

Los desgarros de menisco se encuentran entre las lesiones de rodilla más comunes. Los atletas, en particular los que practican deportes de contacto, corren el riesgo de sufrir desgarros de menisco. Sin embargo, cualquier persona a cualquier edad puede desgarrarse el menisco. Cuando las personas hablan de cartílago desgarrado en la rodilla, generalmente se refieren a un menisco desgarrado. Mediante técnicas de mínima invasión con artroscopia realizaré un examen directo de tu articulación y un tratamiento personalizado al tipo de lesión y tus características particulares, logrando la mejoría de tu dolor y función.

Reemplazo Articular de Rodilla

La prótesis de rodilla permite reemplazar parte de las articulaciones lesionadas o desgastadas de la rodilla. Este procedimiento quirúrgico puede ayudar a aliviar el dolor y hacer que la rodilla funcione mejor. Durante la cirugía, el hueso y el cartílago dañados se sustituyen por piezas de plástico y metal. Para decidir si un reemplazo de rodilla es adecuado para ti, evaluaré la amplitud de movimiento, la estabilidad y la fuerza de tu rodilla. La extensión del daño se puede ver mediante radiografías. Las articulaciones artificiales y las técnicas quirúrgicas más adecuadas para ti dependerán de tu edad, peso, nivel de actividad, tamaño y forma de la rodilla, y estado de salud general.

Lesiones del Ligamento Cruzado Anterior

Es la lesión de una de las principales estructuras que dan estabilidad a tu rodilla, usualmente derivada de una lesión deportiva. El ligamento no puede suturarse nuevamente, pero puede reconstruirse adhiriendo (injertando) nuevo tejido sobre él.

El LCA se puede reconstruir quitando lo que queda del ligamento desgarrado y reemplazándolo con un tendón de otra área de la pierna, como el tendón de la parte interna de tu rodilla o el tendón rotuliano. Realizaré tu procedimiento con técnicas de mínima invasión por artroscopia y adaptado a las características de tu lesión y persona, donde buscaremos tu pronta recuperación y función.

Infiltración Articular

Es un procedimiento utilizado en el tratamiento de afecciones articulares inflamatorias , como artritis reumatoide, artritis psoriásica, gota, tendinitis, bursitis, síndrome del túnel del carpo y, ocasionalmente, la osteoartrosis.  Se utiliza una aguja en la articulación afectada donde se administra una dosis de cualquiera de los muchos agentes antiinflamatorios siendo los más comunes los corticoesteroides específicos para articulación y el ácido hialurónico, que debido a su alta viscosidad , se usa para reemplazar los fluidos de la articulación. La técnica también se puede usar para extraer el exceso de líquido de la articulación. 

Tratamiento de las Fracturas

La rodilla es una articulación formada por el hueso del fémur, tibia, peroné y rótula (o patela).
Ante un traumatismo de bajo o alto impacto (depende de la calidad del hueso del paciente) pueden producirse trazos de fractura en cualquiera de estos huesos.
El tratamiento puede ser conservador (sin cirugía) por medio de inmovilización con férula, circular con yeso o fibra de vidrio u ortesis. Esta decisión se toma de acuerdo con la edad, el tipo de fractura y el grado de demanda funcional del paciente.
O Quirúrgico, que consiste en la reducción abierta (unir los fragmentos de hueso fracturado) y fijación interna (fijarlos para que se mantengan unidos y consoliden) por medio de distintos implantes (placas y tornillos de acero o titanio, clavos intramedulares, alambre quirúrgico con clavillos) El hueso fracturado, la localización de la fractura, el patrón de fractura y la edad del paciente influyen en la toma de esta decisión.

Tumores óseos

Por medio de estudios de imagen podemos tener una aproximación diagnóstica que deberá ser confirmada por el estudio de patología del mismo (por medio de técnicas específicas para la toma de biopsia) una vez que tenemos el diagnóstico preciso podemos tomar una decisión sobre el
protocolo de tratamiento.

× ¿Cómo puedo ayudarte?